Una mirada al rubro del aire acondicionado. Entrevista a Joaquín Reyes Ruz

136

El egresado del Departamento de Ingeniería Mecánica de la Universidad de Chile, Joaquín Reyes Ruz, es el socio gestor de CINTEC, empresa de ingeniería en climatización, calefacción, ventilación y control automático. Aquí, les contamos sobre sus inicios profesionales, su trayectoria y cómo ha abordado la crisis social y la crisis sanitaria producida por el Covid-19.

“Hoy día el aire acondicionado se considera una necesidad, pero hace 30 años era un lujo”. señala Joaquín Reyes, egresado del Departamento de Ingeniería Mecánica de la Universidad de Chile (DIMEC U. Chile). Recuerda que antes del año 1975 las tasas arancelarias eran una barrera casi imposible de derribar, y por eso el aire acondicionado solo estaba disponible en algunas dependencias de hospitales o Data Center. Sin embargo, con la apertura comercial, con rebajas de tasas arancelarias, poco a poco se fueron requiriendo niveles de satisfacción de confort, los cuales posteriormente incorporaron el aire acondicionado como una necesidad.

Y es que el ingeniero civil mecánico del DIMEC U. Chile cuenta con más de 30 años de experiencia en el rubro del aire acondicionado, donde incursionó desde sus inicios laborales. Cuenta que mientras cursaba la carrera de ingeniería civil mecánica le gustaba el diseño, por lo que trabajó en varios proyectos en esa área. Posteriormente, en 1989 creó su propia empresa, CINTEC, una oficina de ingeniería y de control automático, en climatización y ventilación. Esta oficina estuvo a cargo del diseño de la climatización del Complejo de Beauchef 851 de la Facultad de Ciencias Físicas y Matemáticas de la Universidad de Chile, reconocido como la primera edificación universitaria de carácter estatal que incorporó en su diseño las normas más exigentes de sustentabilidad en cuanto al uso de energía y del recurso hídrico.

De ese proyecto, el ingeniero del DIMEC U. Chile recuerda que el decano de ese entonces, Francisco Brieva, le dijo: “Estoy tan contento. Tuviste la capacidad de encontrar una solución adecuada a las múltiples y diferentes aplicaciones”. Lo más desafiante del proyecto, fue recoger y estimar las diversas necesidades de los laboratorios de investigación. Asimismo, explica que “los proyectos de climatización ingresan en una etapa crítica, y se define en base a la línea de arquitectura y estructura. Respecto de la iniciativa del Complejo de Beauchef 851, lo que más nos demoró fue el considerar las necesidades de los laboratorios de investigación. Es un absurdo contar con una instalación central muy grande para atender 200 metros cuadrados”.

Al momento de describir por qué siguió el rubro de la climatización, Joaquín Reyes afirma que su principal motivación fue su gusto por los diseños y estudios de ingeniería, y agrega: “cuando trabajas en montaje tienes la posibilidad de hacer buenos negocios. Sin embargo, cuando estás en ingeniería, generalmente es plano, tienes altibajos, pero no mucho más que eso, entonces si te quedas en el área de ingeniería es porque te gusta. Me quedé en este camino porque me gusta. Podría haber sido un gran empresario, creo que las capacidades las tengo, pero yo no las exploté por una definición personal”.

DITAR Chile

Paralelamente a su trabajo en el rubro del aire acondicionado, Joaquín Reyes es presidente de la Asociación de Profesionales de Climatización y Refrigeración, DITAR Chile. Esta asociación no tiene fines de lucro, promueve la aplicación de la ciencia y de la tecnología del acondicionamiento del aire, la refrigeración, la calefacción, la ventilación, el uso racional de la energía, la eficiencia energética, el ahorro energético y todo aquello relacionado con las especialidades de la ingeniería del ámbito térmico en el país.En su rol como presidente de DITAR, Reyes reconoce que cuentan con dos grandes déficits en el rubro: normativo y de educación.

“El aspecto técnico es de muy largo aliento, modificar o sacar una norma cuesta mucho, desde mi punto de vista, porque confluyen tres aristas: técnica, económica y política”, señala el egresado.En el ámbito educativo, la Asociación realiza capacitaciones que se focalizan generalmente en jóvenes que están comenzando en el rubro de la climatización, en su mayoría egresados colegios técnico – profesionales. No obstante, el año 2018, la DITAR en conjunto con el Departamento de Ingeniería Mecánica comenzó a realizar el Diplomado en Climatización, que ha completado con éxito las dos primeras versiones, con un total de 37 estudiantes egresados.

Crisis social y sanitaria

El egresado cuenta que el primer ejercicio que hizo en su empresa posterior al estallido social de octubre de 2019 fue revisar una matriz en el que están todos los proyectos y su estado de avance, estados de pago y cuánto faltaba por cobrar. “En ese momento lo fundamental era saber si llegábamos a marzo o abril, porque los meses de enero y febrero en nuestro rubro no hay movimiento”, señala Joaquín Reyes.Sobre lo acontecido, Reyes opina: “Sin ninguna duda, como ciudadanos, todos estamos en este lío, todos aspiramos a tener un mejor país, un entorno y una sociedad más justa. Creo que todos en algún momento nos hemos sentido violentados, por ejemplo, ante los casos de colusión de las farmacias, la colusión del papel tissue, y vamos sumando…”, opina el egresado del DIMEC U. Chile.

Refiriéndose al impacto de la crisis sanitaria generada por el coronavirus COVID-19 en su empresa, el ingeniero manifiesta que “para la oficina va a ser más bien benigno, debido a que todo el equipo está trabajando desde la casa, armamos una parrilla para poder acceder al servidor de la oficina, entonces podemos entrar a este servidor en común, cargar y sacar información, lo que nos ayuda mucho”.Por otro lado, el egresado del DIMEC U. de Chile cuenta que “antes de que saliera esta ley de protección al empleo nosotros le hicimos una proposición al equipo de trabajo respecto de reducir los ingresos por mientras durara este periodo, ligado al cumplimiento de objetivos”. Y en general la acogida fue buena. A la semana que estábamos en modalidad teletrabajo, uno de mis trabajadores me dijo: “Cuando recibí la noticia fue un golpe duro, pero ha sido relevante la capacidad de anteponerse a la situación, y que la propuesta está concebida en forma realista y ajustable automáticamente según se desarrolle la gestión, y lo más importante que es que trabajaremos todos juntos por mantener nuestro trabajo.”